domingo, 31 de enero de 2010

La Verdad IV Parte [Introyección o Búsqueda en el horizonte de sucesos]

Advertencia:
Estimado lector casual, no sigas estas lineas si no deseas perderte en la teoría del vórtice de entropía. Este texto es el resulta
do de mis pensamientos confusos, de mi corazón insípido, de una conversación que aun no entiendo. Previo aviso, el texto.




-Me siento ahora mismo en el Horizonte de sucesos. Estoy en esta región infinita por donde yo intente escapar y a la vez finita en el espacio, no en el tiempo ya que para cualquier observador que me vea ingresar me verá desaparecer a pesar de que únicamente estoy dando vueltas a la velocidad de la luz y un poco más por lo que llegaría a mi destino antes de tiempo y técnicamente habría retrocedido en él.
Pues si me dieran la oportunidad de aprovechar esta ergoesfera pediría regresar tres años atrás, cuando era ignorante del amor y por ende, feliz.
Soy el resultado del temor global, mi padre, un obrero sin aspiraciones más que una tele y comida en la refri, y mi madre, mujercilla valiente con la idea de enfrentar a todos para lograr mi felicidad, nunca contaron con que me dedicara a la informática; siempre pensaron que por mis cuentos y premios literarios me dedicaría a dicha rama pero no, prefiero perderme en algoritmos de encriptación antes que soldar dos o tres líneas rimantes entre sí. Mi nivel de autismo y que no paro de hablar es una de mis características: espanto a miles de personas, los que me conocen dicen que tengo una mirada distinta a mi personalidad, de esa que busca mil razones para hacerse sufrir.
Creo que la culpa es religiosa. Desde pequeño me consideré pecador, tanto así que quise arreglarme junto al mundo, pagar mis pecados y los de todos. Ahora soy capaz de descubrir como activar una inyección SQL a pesar de toda la protección que tenga dicho sistema, si me da la gana puedo aprovechar la brecha de seguridad que está en la versión 6 de Internet Explorer y atacar a cualquier compañía, si se me da la gana puedo hacer en caos a cualquier compañía usando medios simples como la ingenieria social, la fuerza bruta para romper contraseñas mediante la infestación de mil procesadores esclavos o tal vez accesando físicamente al servidor, lo cual es más difícil pero más interesante, como está noche, por ejemplo. Después de tantos años descubro que soy malo por naturaleza y me alegra, asi no tengo que ser hipócrita y sigo feliz como rey invisible del mundo.
¿Sabes por qué? No hay nada más importante que la información. NADA. Hay seguro contra incendio, seguro de propiedades, de bienes, de autos, hasta de vida pero no de información porque, ¿quién se arriesgaría a asegurar algo tan vital? Es evidente que toda persona, por más productiva que sea siempre es desechable en cualquier organismo empresarial, incluso yo, jefe de programación del lider invisible del mundo. Todo ser humano es desechable. La información es lo único vital.
¿Se imaginan un banco cuyos empleados renuncien todos un mismo día? No importa, se contrata nuevos. Pero, ¿se imaginan un banco que pierda la información de sus cuentas? Eso es irremplazable.
¿Te sientes raro? Mañana me olvidarás y tu historia seguirá, pequeño hombrecito de seguridad. Estamos en el horizonte de sucesos, tú y yo, yo por haber entrado a este edificio y haber roto la brecha de seguridad solamente para llegar a este ordenador con toda la información del hospital, tú por haber intentado capturarme y haber fallado tan estúpidamente; ahora ambos estamos en el horizonte de sucesos, no hay salida para atrás, sólo podemos seguir adelante.
La vida del hombre martirizado se recuerda más que la del hombre solitario. Me da asco ver que se da más tributo a algún rockero que lucha contra la pobreza que el filósofo moderno que lucha contra la apatía de esta sociedad relativista. Yo una vez tuve la intención de lograr mejorar todo esto pero ¿para qué? No intentes hablar, las cosas salen mal y no voy a pensar que todo es culpa mía, por gusto intentas quitarte el trapo de la boca.
Sabes, yo la quise hasta pensar que iba a estallar...
¡Pero que tonterías digo! Sé que un día estarás en mi lugar, guardia desafortunado. Las cosas salen mal y no voy a dejar que algún geniecillo que pone un firewall y un honeypot para evitar mis ataques se salga con la suya. Por eso vine hasta aquí, salté y caí dentro de la trampa, ahora me llevaré la información que me interesa y nos veremos nunca, tú mismo serás parte del plan que tengo para obviar el miedo mayor, el miedo al que tiene toda la humanidad y que es una característica propia de Dios, de la información y de los fotones que viajan a una velocidad apreciable observado desde ellos mismo en relación a un sistemo inerte externo: la juventud eterna. Que elegancia hacer todo este trabajo por amor, tal vez sea digno de una novela o una película, ¿no crees?
Ya está, la clave de seguridad más famosa del mundo en un hospital tan importante: P@ssw0rd. Que ingenuos al creer que me vencería esto. Ahora, los negocios señor vigilante.
Y mientras el hombre amarrado se retuerce, el joven de quizas veinte o veintidos saca uno a uno sus instrumentos que van desde escalpelos, guantes, un plumón y varias tijeras hasta pinzas raras. Comienza a hablar consigo mismo.
-Antes de hablarle, tuve un lugar, la distancia le ganó al amor y ahora la veo solamente en el monitor. ¿Sabrá de mi esfuerzo por estar solos? Tal vez. Por ahora seguiré perfeccionando todo para satisfacer su miedo, para hacerla sentir segura y protegida, para que olvide este mundo de odio y los dos vivamos tranquilos y felices.- dice al tiempo que asesta un golpe certero en la cavidad hueca del cuello y la conciencia del guardia se escapa.
Pocas palabras y punto.


Escuchando: Mediocre - Ximena Sariñana

8 comentarios:

María dijo...

impresionante

Diario de nuestros pensamientos dijo...

genial y si.... lo as entendido... la felicidad y el amor no siempre van a la par y no siempre son completos.

Te has fijado? no se puede tenr todo en esta vida

Besos

galicia maravillas dijo...

qué buen texto!! :) jeje asalta la duda de si ha pasado de verdad!! con la de servidores caídos que hay últimamente! :) feliz semana :)))

Sandra dijo...

Aqui siempre es de noche... lindo post y en verdad aveces es mejor solo ver a esa persona en el monitor y sentirte tan feliz y sentir q es todo a no verlo.... ni sikiera de ese modo...
Te kiero niño!

Osmar dijo...

Si eres malisimo malo de veras, pero jugando starcraft y diseñando, no si eres malo pero eres de las personas que decidio cambiar y no ser malo, o acaso una persona inteligente no es mala? porque sabe que no tiene limites, porque puede ver a traves de todo con facilidad porque todo es transparente y puede hacer lo que le venga en gana en cambio una persona buena por ingenua puede llegar a ser mala.

Oh recuerdas la vez que Lazo nos pregunto quien demonios cambio la contraseña de Admin y me señalaste con miedo y temor te faltaba correr, por un lado demostraste culpa y por otro lado no corriste.

Si Favio digamos que eres una persona mala.

Call me Juliet dijo...

Sin palabras, te echaba de menos =)

bche dijo...

dios mío O_O debe der genial tener tu cerebro! xD
no sé si ahora me siento un poco más lista x haber eído esto, o infinitamente tonta por no haber pensado nada ni la mitad de sensato k eso xD
en fin... nuevo look de blog, y una entrada excelente :D hacía tiempo k no se te veía el pelo :)
un besoo!! :D

ella dijo...

:) ya extrañaba leerte. 'todo ser humano es desechable' esa frase sigue dandome vueltas en la cabeza, es una leccion que me dio el amor. creo que el amor da las lecciones mas dificiles.

p.d: perdon por no haber respondido el mail antes

saludos~ :D