martes, 12 de mayo de 2009

Coherentemente feliz [La Maldita Primavera]

PREÁMBULO: Disculpen la extensión de este pedazo de vida, pero era necesario, era inamovible en la secuencia que trato de establecer. Prometo esmerarme más para que el próximo escenario no sea tan pesado como creo que este resulta ser.





Sofía tararea felizmente Fuera de mí de La Ley. Aunque no sea devota del grupo chileno, ha tarareado la canción más de diez veces ya desde que llegó a la fiesta por lo que ya deben haber pasado aproximadamente más de cincuenta minutos.
Antes, ella medía el tiempo en nubes. Era cuando Arequipa todavía no tenía un cielo tan opaco y se podían ver las nubes blancas caminar por el cielo. Ella se guiaba de las nubes de la mañana y les tomaba el tiempo, así tenía una referencia para las nubes de la tarde y fácilmente podía decir que hora era quedándose un momento abstraida mirando al cielo.
Siempre perdía el tiempo en pequeños pensamientos basados en observaciones comprobadas. Según Sofía, las plantas siempre saben cuando va a llover, ¿y cómo lo sabe ella?
Hay días en que ella mirando a las plantas decide salir de casa con un paraguas, a pesar de hacer mucho calor, a pesar de ser Agosto. Y otros en los que las nubes amenazan y el viento intimida, ella decide salir sin chompa como le gusta salir: desabrigada y desafiando a la H1N1.
-El secreto es que cuando va a llover, las plantas voltean sus hojas silenciosamente, de a poquitos para que nadie se dé cuenta.
-Eso es absurdo,- dice una señora que oye la conversación en medio del bullicio de la fiesta.- Las plantas no pueden hacer eso.
-Claro que pueden. Por eso a veces vemos sus hojas más oscuras de lo normal: es porque nos enseñan el lado al que no le suele caer el sol.
Por lo que la dejan de nuevo en el rincón. Ahora tararea La Maldita Primavera pero no en la versión original de José Luis Perales ni en la de Yuri, tan típica y malversada, sino en la versión de Javiera Parra ya que así le gustó la canción. Sofía es de esas chicas que se enamoran de una canción y la repiten hasta decir basta y luego la dejan pero les dejan un pequeño lugar en su corazón. Guarda espacio y sigue pasando el tiempo mientras ella sigue tarareando canciones que nada tienen que ver con la chicha que se escucha de fondo.
-Estás distraida.
Y mientras ella cantaba el coro de Bizarre Love Triangle descubre a Gonzalo junto a ella. Si, Gonzalo. Ya dejo de ser el Señor Lastarria para pasar a ser Gonzalo, todo a fuerza de familiaridad inducida.
-Estoy un poco volada, eso es todo.
Ahora deja de tararear para mirarlo atentamente. ¿Por qué hay hombres de treinta años tan perfectos y solteros? Algo debe haber porque a este ya lo hubieran caz/sado hace tiempo.
-Te quería hablar de algo Sofí. Sé que no es el momento ni el lugar adecuado pero creo que ya no hay más tiempo para postergarlo.
¡Y se le declaró! El hombre más codiciado de la compañía, el hombre perfecto, que tenía a todas las cajeras muriendo de amor, el señor biceps perfectos y sonrisa brillante se le declaraba a la única chica que no tenía más amigos en la compañía que al señor de la vigilancia, ¿por qué a ella? ¿por qué me escoge? pensaba Sofía.
Habrá pensado que me insinuo a veces, seguramente por no usar chompa. O tal vez le guste de verdad. Si, puede que se haya enamorado de mí y no haya dicho nada todo este tiempo.
O puede que sea de esos tipos que se aprovechan de las chicas solitarias como yo para satisfacerse... sería lo último que me podría esperar después de lo que pasó...
No puede ser tan vil. Viene a recogerme todos los días. Me mira con pasión a veces aunque yo intente negarlo, ahora lo sé. ¿De verdad me quiere?
¡Dios mio! Está mirándome, ¿qué hago?
-De verdad estás volada. Llevas cinco minutos en silencio.
-...
-Discúlpame de verdad, no creí que lo tomarías así...
-No, no es eso.
Y pensó en el chico que le regaló el bombón. ¿Hasta cuándo dejaría de pensar en él?
-Por favor, déjame ser coherentemente feliz a tu lado.
Escogió bien la palabra este hombre, porque ahora picó la curiosidad de ella.
-¿Coherentemente?
-El ser humano es un animal que necesita satisfacer sus necesidades fisiológicas y sociales. Necesita de los demás pero la preocupación primordial de cada ser en la naturaleza en su propia supervivencia, no la de una persona aleatoria, y ni siquiera su supervivencia sino su felicidad. ¿Es lógico estar satisfecho con la sonrisa de otra persona? Es una felicidad incoherente sentirme feliz de que tú llegues al trabajo feliz en tu camisa y tu falda gris. Es incoherente acompañarte a veces en tus paseos por esos callejones de tu distrito y sentirme dichoso. Es totalmente incoherente creerme en el paraiso con el simple hecho de saberte mirándome de reojo. Déjame darle lógica a esa felicidad. Déjame darle una excusa y poder decir que yo soy el mismo que hizo Dios para hacerte feliz...



Sofía pensó inmediatamente en el maestro Arjona: no hay más vuelta de hoja, aquí empieza una historia te guste o no, tierna mariposa... y sin embargo él la seguía viendo con esa ternura permisible. Inclusive con el chico sin nombre en mente, ni ella ni cualquier mujer podría resistirse a esa propuesta.




Y a partir de ese día, Sofía le dió coherencia a sus sonrisas [besos, abrazos, caricias...]


No te muestro
lo que hay en mi intimidad

porque tendría que matarte
o amarte para siempre...

8 comentarios:

Osmar dijo...

de los posts que haz escrito (aunque tengo malala memoria) este es posiblemente el mejor que haz escrito...

El chico sin nombre parece muy lejano q habra pasado con el?

Osmar dijo...

perdon es mala no malala (aunque me hace gracia )

anna dijo...

Si la entrada es larga, pero sinceramente se me ha hecho corta...!!!!

Sigue escribiendo nunca pares.

Un beso grande.

La drogadicta de Trafalgar Square. dijo...

Sofía se parece muchísimo a Aurora. ¿Quién es el chico sin nombre? En realidad, el afortunado es Gonzalo de tenerla a ella ¡fue capaz de ver su luz!


:)

Call me Juliet dijo...

Escribes como los ángeles Favio.
Inreible (:

Mer dijo...

Se enamoró de Sofía porque es mágica.

Me encantó!!!!

Mer

Hada dijo...

=) cada dia tu talendo sigue sorprendiendome
sigue asi =)

ella dijo...

que seas eso de lo que siempre escuche hablar, eso que llaman amor

y es cierto, a veces no lo entendemos, a veces llega de golpe (uno tan fuerte que nos deja tirados sin aliento un rato)
pero... nuestros sueños mas hermosos siempre naceran de el

me encanto :)
saludos